24 mar. 2014

¿Cómo ha cambiado la figura de la pensión compensatoria?

(3 valoraciones)
por Leticia Canto

Pensión compensatoriaLa figura de la pensión compensatoria se ha consolidado jurisprudencialmente como un derecho personal y subjetivo regulado por una norma de derecho dispositivo, cuyo fin es reequilibrar al cónyuge cuya separación o divorcio le produzca un desequilibrio económico, tras la ruptura sentimental.

Es importante tener en cuenta a la hora de establecer una pensión de alimentos, que esta se debe fijar cuando se produce la separación o divorcio, no en medidas provisionales ni en modificación de medidas.

Esta pensión no tiene naturaleza de pensión alimenticia ni de cargas del matrimonio, siendo por tanto también independiente de la indemnización del artículo 1438 del Código Civil, su finalidad es reequilibradora, compensar el desequilibrio que se produce con la ruptura, nunca su finalidad es igualar economías.

Este derecho sólo puede ser ejercido por el cónyuge acreedor, nunca por terceros, extinguiéndose con su fallecimiento, a diferencia de lo que sucede con el cónyuge deudor. El derecho a la pensión se extingue por el cese de la causa que lo motivó, por contraer el acreedor nuevo matrimonio o por vivir maritalmente con otra persona.

La muerte del deudor no extingue el derecho a la pensión, subrogándose los herederos del deudor automáticamente en la posición de éste, y debiendo asumir el pago de la misma. Estos estarán legitimados para solicitar la reducción o supresión de la pensión por insuficiencia del caudal hereditario o cuando se vean afectados sus derechos en la legítima.

Para hacer una valoración real del desequilibrio se ha de tomar como base las circunstancias personales y económicas del acreedor en referencia con la convivencia matrimonial y el momento en que se produce la ruptura.

Según reiterada Jurisprudencia del Tribunal Supremo cabe entender dos elementos esencialmente característicos de este derecho, por una parte se trata de un derecho disponible y renunciable y por otra pueden establecerse pactos entre las partes al respecto de la misma. (STS de 20 de abril de 2012, Recurso 2099/2010).

Una de las novedades más recientes de la pensión compensatoria es su temporalidad, es posible limitarla en el tiempo o establecerla con carácter indefinido. También se puede establecer un pago único de la misma.

Al establecer la temporalidad influyen factores como la edad, la duración efectiva de la convivencia conyugal, la dedicación al hogar y a los hijos, estado de salud y su posibilidad de recuperación, trabajo y cualificación profesional del acreedor, posibilidades de inserción al mercado laboral, preparación y experiencia profesional, entre otros. (STS de 14 de octubre de 2008).

El cálculo de la pensión compensatoria viene siendo tarea complicada, pues son muchos factores los que influyen en su establecimiento, pues también hay que tener en cuenta a mayores las cargas de carácter permanente y estable que debe de soportar el obligado al pago, como pueden ser el pago de la pensión alimenticia de los hijos, pago de la hipoteca de la vivienda familiar, alquiler de vivienda y demás.

Pensión compensatoria

Tratándose de un derecho disponible, se plantea la posibilidad de reconocer o renunciar válidamente a la pensión compensatoria con anterioridad a la celebración del matrimonio mediante el otorgamiento de capitulaciones prematrimoniales.

Para finalizar, cabe señalar la importancia de fijar la pensión compensatoria en sentencia, puesto que de conformidad con la Ley General de la Seguridad Social, tendrá derecho a percibir la pensión de viudedad aquella persona divorciada o separada judicialmente, que sean acreedoras de la pensión compensatoria y ésta quedara extinguida a la muerte del causante, siempre que no hubiera contraído nuevas nupcias o constituido una pareja de hecho.

El pasado Jueves, 13 de Marzo de 2014, por parte del Poder Judicial se ha comunicado que el Pleno de la Sala de lo Social ha acordado ablandar los requisitos que acabamos de mencionar, es decir, exigir que la pensión percibida tras el divorcio o separación se hubiese fijado de modo nominal y expresamente como pensión compensatoria, reconociendo la prestación de viudedad a una mujer que tras su separación había percibido un importe mensual como manutención, sin que en el convenio regulador de la separación se hubiera fijado pensión compensatoria sino exclusivamente alimentos, aunque la beneficiaria no llegó a tener a su cargo al hijo común”.

Así, el alto tribunal establece su nueva doctrina al respecto señalando que ante el panorama de pensiones innominadas, no puede exigirse que dicha pensión compensatoria haya sido fijada con esa denominación (compensatoria) sino que debe determinarse si se fijó para atender el desequilibrio económico tras una ruptura matrimonial, es decir que habrá que acudir a la verdadera naturaleza de la pensión fijada a cargo del causante, extraída de las circunstancias del caso y acudiendo en suma a una interpretación finalista.

El nuevo criterio de la Sala de lo Social se adoptó en Pleno el pasado 29 de enero.

Si deseas que te ayudemos con tu separación o divorcio, no dudes en contactar con uno de nuestros abogados.

Etiquetas: Civil en Jurídico
(3 valoraciones)
0 Comentarios

Normas de uso.
Esta es la opinión de los internautas, no de mvpasesores.com.
No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Aceptar

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación y realizar tareas de análisis.
Al continuar con su navegación entendemos que da su consentimiento a nuestra política de cookies.